jueves, 25 de junio de 2009

'Lo peor ya ha pasado', dijo Correa sobre la crisis en Ecuador

El presidente Rafael Correa dijo hoy en Nueva York que el país ya se está recuperando del impacto de la crisis económica gracias, sobre todo, a la mejora del precio del petróleo.

Nueva York, DPA

El presidente Rafael Correa dijo hoy en Nueva York que el país ya se está recuperando del impacto de la crisis económica gracias, sobre todo, a la mejora del precio del petróleo. "Lo peor ya ha pasado", dijo Correa a DPA.

El presidente ecuatoriano, que partició esta mañana en la conferencia sobre la crisis de la ONU, explicó a la prensa que "no vemos grandes impactos en pérdida de crecimiento y empleo", mientras que "aunque todavía tenemos problemas con las remesas, al menos el precio del petróleo se ha recuperado".

Según explicó, en diciembre pasado el precio del barril bajó hasta los 17 dólares cuando en el primer trimestre de 2008 era de un promedio de 80 dólares. Ahora, con relación a diciembre, comentó que los números son mejores. "El precio está sensiblemente más alto de lo presupuestado", que se había previsto en unos 35 dólares el barril, detalló.

Por otro lado, el presidente de Ecuador dijo que otra de las claves para la recuperación fue el mantener las inversiones "gracias a una estrategia inteligente basada en países amigos". A pesar de ello, Correa apuntó que el país arrastra un déficit comercial de 2.000 millones de dólares, aunque "con adecuado financiamiento externo se puede solventar". En este sentido, citó a países como Rusia, China e Irán como inversores en el país ecuatoriano.

En respuesta a una pregunta sobre las relaciones de Ecuador con Irán, Correa dijo que cree "en la cooperación entre países y el comercio justo". Correa alabó la experiencia de Irán en la construcción tanto de hidroeléctricas como de refinerías o carreteras. "La civilización persa tiene 3.000 años de matemáticas", dijo, mientras comentó que Irán financiará la construcción de una hidroeléctrica en Ecuador.

Durante su encuentro con la prensa, Correa también tuvo palabras sobre la acusación formulada a través de un artículo de "The Wall Street Journal", publicado el lunes, en el cual se lo relacionaba con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

"En mi vida he conocido nadie de las FARC", espetó hoy Rafael Correa, quien dijo que si el rotativo no hace una aclaración "lo demandaremos". Correa señaló que la publicación de tal artículo estaba relacionada con la decisión del gobierno ecuatoriano de demandar en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos "ejecuciones extrasumariales en el bombardeo de Angostura", en marzo pasado, y que fue una operación de las fuerzas colombianas contra un campamento de las FARC situado en el sector ecuatoriano de Angostura.

Correa se refirió al ecuatoriano muerto en la operación, Franklin Aisalla, sobre el cual dijo que "murió de siete culatazos en la nuca". Antes de su comparecencia ante la prensa, Correa intervino en la conferencia sobre la crisis en la que criticó el sistema capitalista, "la doble moral" del Fondo Monetario Internacional por su "complicidad" con el capitalismo y recordó que según la Organización Mundial de Comercio el comercio mundial se contraerá en un nueve por ciento, "lo que supone la mayor contracción desde la Segunda Guerra Mundial".

Defendió tratar la "gravedad de esta crisis" en el seno de la ONU, y se matuvo en contra de reformar las instituciones de Bretton Woods porque "sería un parche insuficiente" y porque, dijo, "sólo sirven para hacer marketing ideológico en beneficio del neoliberalismo y del consenso de Washington".

Correa defendió una nueva arquitectura financiera regional y global, un fondo de reservas común para América Latina y un sistema monetario común que podría empezar con el uso de una divisa electrónica como, expresó, propone la Alternativa Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA) con el Sistema Único de Compensación Regional (SUCRE).