viernes, 26 de octubre de 2007

Otra ecuatoriana afirma haber sido agredida por el mismo joven

BARCELONA, España | AFP


Otra joven ecuatoriana, María, que asegura haber sido agredida de manera casi similar por el mismo joven, que a principios de mes atacó a una adolescente ecuatoriana, presentó una denuncia tras reconocerlo en un video.

María relató a disgusto su experiencia en el programa Channel 4, en la televisión Cuatro, que anima el venezolano Boris Izaguirre, al cual ya se había dirigido la víspera y el viernes confirmó haber presentado la denuncia.

Con el rostro oscurecido para no poder ser reconocida, María (nombre presunto) dijo que había presentado una denuncia después que reconociera a Sergi Javier Martín Martínez en el vídeo en el que aparece golpeando en un metro subterráneo en Barcelona (Cataluña, noreste) a una compatriota suya.

El 7 de octubre, el joven español golpeó y pateó a la joven ecuatoriana de 16 años y las cámaras de seguridad captaron el momento, siendo difundido ampliamente por todo el mundo.

El jueves, el juez dictaminó una serie de medidas para mantenerlo controlado pero lo dejó en libertad sin fianza, ante lo cual recurrirá la Fiscalía de Cataluña, según confirmó el viernes la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, quien dijo que su gobierno "apoyará" el recurso.

La joven que el viernes presentó la denuncia dijo al programa televisivo "no querer relatar ni recordar lo que fue aquella agresión porque me hace mucho daño aún hoy".

Solo respondió afirmativamente cuando le preguntaron si se trató de una "agresión similar".

"Fue una agresión muy molesta para mí", dijo la joven ecuatoriana que añadió que durante mucho tiempo "viajé con miedo" y sobre todo que salía poco porque "estaba embarazada" y la sola idea de que pudiera volver a encontrarse con el agresor "me daba mucho miedo".

"Ahora que lo he vuelto a recordar y ver estoy mal", concluyó y pidió no seguir hablando del tema.

En el caso que la denuncia prospere, el hecho que el agresor haya reincidido podría ser un agravante para poder encarcelarlo.