jueves, 22 de noviembre de 2007

La mejor dieta: dormir bien

Duerme mal y engordarás. La obesidad infantil y la falta de horas de sueño en niños y adolescentes están vinculadas, según expertos en nutrición, quienes aconsejan aumentar el tiempo de descanso y eliminar de las habitaciones las televisiones con el fin de frenar esta patología entre la población más joven.
Durante la presentación del I Simposio Internacional del Centro de Investigación Biomédica e Rede sobre Fisiopatología de la Obesidad y Nutrición (Ciberobn), el director científico del grupo, Felipe Casanueva, indicó que les parece "preocupante" el incremento de la obesidad entre niños y adolescentes.
En Galicia, advirtió Casanueva, existe un "grave problema", ya que los niños "desayunan mal y no duermen lo suficiente". A juicio de este experto, hoy en día se "duerme menos y de peor calidad" y está demostrado que "los niños que duermen bien tienen menos incidencia de obesidad", una relación que también es aplicable a los adultos. Por otra parte dejó claro que ocho horas "no son suficientes".
Al mismo tiempo, el también jefe de Endocrinología del Hospital Clínico Universitario de Santiago, apuntó a la alimentación y así avisó de que los niños que no desayunan en casa y que optan por comprar bollería en el colegio "comen más calorías y de peor calidad".
Los estudios realizados por Ciberobn, integrado por 26 grupos de trabajo, aconsejan "volver a una dieta equilibrada" con mucha fruta, verduras y menú con cuchara. "No es más sano comer más y con más grasa", resaltó Casanueva.
Pero la receta que propone este especialista no es sólo comer sano y dormir mucho, sino que abogó también por "eliminar los televisores de las habitaciones de los niños", ya que suponen "un paso importante" a la obesidad. En este sentido, aconsejó a las familias que "nunca" coman viendo la televisión, "porque se come más y se pierden las señales de regulación del apetito".
La obesidad, recordó, afecta ya a 17 de cada cien españoles y ha sufrido un incremento "enorme" entre los más jóvenes. En 20 años, vaticinó Casanueva, el sistema sanitario español "no será capaz de abordar una patología que afecta a tantas personas". Se trata, añadió, "de un problema sanitario de primer orden" porque muchos obesos desarrollan la diabetes del tipo 2. Además, indicó, el sobrepeso se relaciona con algunos tipos de cáncer, como el de mama y el de colon.